Alfajores Florippa ¡desde Brasil!

Nuevo alfajor blanco de Bimbo con cereales

Hay gente que está predestinada por su nombre a ciertos trabajos. Como comenté en alguna ocasión vivo cerca del cementerio de la Chacarita y no puedo evitar ver cada vez que salgo a correr los nombres de los dueños de puestos de flores (actividad macabra si las hay). La reflexión que viene enseguida a mi mente es "esta gente con ese nombre no podría dedicarse a otra cosa que vender flores". Me explico: los nombres de algunos de estos puestos son: "Flores Elsa", "Flores Silvia y Osvaldo" y "Flores Lidia" (pueden comprobar que esto es verídico). Hay otros puestos los cuáles sólo tienen un número (Puesto Nº31 por ej) pero estoy seguro, seguro que las mujeres que los atienden se deben llamar "Gladys", "Mirtha", "Susana" o sobrenombres tales como "Yoly", "Betty" o "Tota".

Estas señoras rondan en general los 50 años y son todas muy parecidas fisicamente. Todas son rubias teñidas con tinturas berretas que dejan un color amarillo más cercano al de un pekinés con sarna que a una mujer rubia real, usan unas espantosas calzas rosadas sin importar la época del año que sea y siempre están con un cigarrillo en la mano por lo cual están rodeadas de un vomitivo halo con olor a humo. No olvidemos que todas portan siempre una respetable panza llena de ravioles de supermercado chino, tortas fritas y cafe instantáneo y es probable que maten el tiempo leyendo horrorosos pasquines tales como "Paparazzi", "Gente" o "Caras". Esta gente también es afecta a deformar el hermoso idioma español al vocalizar palabras tales como "diabeti" o "diabetis", dicen que a su hija "le vino la regla" y gustan de poner un artículo antes de nombrar a cualquier persona por lo cual todos sus parientes son "La Emilia", "El Osvaldo" o "La Ramona".



Disculpe....¿En qué sentido me lo dice señor?

Después de esta chotísima, pedorra y tristísima reflexión que espero que les haya cambiado su vida y los haya hecho pensar en lo afortunados que son en no tener un nombre de florista me dedico a lo de siempre: criticar alfajores. Hoy les traigo un nuevo alfajor producido por la empresa mexicana Bimbo. Hace ya un tiempo había hecho la crítica del alfajor Bimbo de chocolate, un alfajor que no tuvo mucho éxito y que es, fue y sigue siendo muy difícil de conseguir. ¿Quizás será por eso que no fue exitoso? quién sabe, si quieren pueden leer la review del mismo aquí: http://losalfajores.blogspot.com/2008/06/alfajor-bimbo-uno-de-mis-nuevos.html. La cuestión es que este alfajor picó alto en mis preferencias en su momento y me gustó muchísimo, tanto que tuvo un puesto en mi famoso "Cielo e infierno de los alfajores" que publicó la revista Joy, la cual también pueden ver aquí: http://www.planetajoy.com/?Cuales_son_los_mejores_y_peores_alfajores_&page=ampliada&id=25# y que fue reproducida en muchos lugares como "EL" ranking y NO SE NOMBRÓ la fuente de donde provenía (cof..ladris...cof...cof). Pero bue, es internés y todos robamos un poco, si bien yo trato siempre de nombrar la fuente. Igual son.....ladrones!! Ah, esta nota curiosamente fue la más comentada de la página de Joy en el año 2009. Gracias alfajómanos, qué sería de mí sin ustedes.

Volviendo al Bimbo, hoy hablaremos de una nueva especialidad de la gente del osito con cara de maraca, el alfajor blanco con cereales. Empezaremos por el packaging, el cual es sumamente vistoso, con una predominancia de colores claros y rojos, y tonos metalizados en las partes no impresas. Una foto del alfajor en la portada como no podía ser menos, y la mascota de Bimbo acompañando, debo decir que me resulta agradable a la vista la paleta de colores y el diseño, si bien no soy experto en la materia creo que es un buen packaging y me invita a comprar el producto. Pasando al alfajor en sí les cuento que el mismo está recubierto por una gruesa y crocante capa de baño de repostería blanco, que, como digo siempre sería infinitamente mejor que sea chocolate blanco real. Lamentablemente no lo es, si bien debo decir que de no haberlo leído en el packaging no me hubiera dado cuenta, ya que tiene un sabor muy rico y se quiebra de manera agradable al ser mordido. La sorpresa se encuentra además en los pequeños granos de cereal crocante que se encuentran repartidos sobre la superficie y que crujen al ser mordidos, un ingrediente que hasta donde yo sé solo los Bimbo tienen.

El alfajor Bimbo desnudo para vos!

Las galletitas del alfajor son de consistencia suave, no crocantes, y no generan excesivas migas. Son de color marrón claro y se encargan de proteger al relleno el cual consta de una interesantísima capa de dulce de leche. El mismo se encuentra en una cantidad justa, ni mucho ni poco y guarda una cremosidad también precisa de manera de no resaltar sobre los demás sabores y generando un cúmulo de sabor particularmente agradable. El sabor no dura mucho en el paladar pero contrariamente a lo que pasó con otros alfajores este factor generó en mí unas ganas irrefrenables de consumir otra unidad. En general que dure poco el sabor post deglución genera que me olvide pronto del mismo, pero pasó lo contrario en esta ocasión. ¿Me estaré volviendo más blando? ¿seré yo mañana al levantarme o estaré en una metamorfosis Kafkiana y mañana me levantaré convertido en una criatura horrible e infecta similar a Ricardo Fort o Jorge Rial? No lo sé, solo sé que este alfajor me gustó bastante por lo cual digo que:

Lo bueno: la capa crocante y los cereales

Lo malo: que la capa no es de chocolate real, es casi imposible de conseguir.

Calificación: 4 alfajores sobre 5

Comentarios

Paulita dijo…
q riiiico q suena! me lo re vendiste maaaal...

... en otra nota, para de autopublicitarte jaja! todos los links jajaja
P. dijo…
Nah, este blog es buenísimo. Podés hacer un puesto, en vez de flores, de alfajores en China y te llenás de plata (?) "El Lord Cumbiero" se puede llamar.
Perdoná mi exceso de boludeces.
Saludos!
Aninka Tokos dijo…
Hay un lugar maravilloso en Villa Urquiza cuyo nombre no recuerdo (o quizás no quiero que se llene de gente y pase a ser el nuevo Jumbo de las golosinas) y que es algo así como el templo de lo dulce. Entrás y tenés unos canastitos para ir poniendo todas las delicias que querés comer: desde caramelos que se pesan hasta prolijas bolsitas de almendras con chocolate; también galletitas, chocolates y, claro está, alfajores. Están los Merengo (de los que no me enamoré), otros de provincias, el riquísimo Oreo, los miles de Cachafaz y el soberano Bimbo. Sin duda, ahi voy a encontrar mi Bimbo Blanco.

Ahh, este lugar está sobre la Av Triunvirato que, por suerte, abarca muchas calles ;)

Besos Lord!!
ricardo dijo…
MIrá esta es una forma de acceso para que si lo lees o lo ven los adherentes NO SE PIERDAN EL ALFAJOR DE LION D´OR es una muy tradicional chocolatería que entre otras tiene una sucursal en Corrientes al 1400 entre Talcahuano y Uruguay. Viene muy chico esa es la única contra, te querés comer 2X1 y todos los que se te pongan, es bañado en chocloate, bizcochuelo de chocolate y dos rellenos posibles mousse de chocolate y mousse de dulce de leche, es carísimo sale $ 6 PERO CREO QUE TE VA A GUSTAR POR LO MENOS LO VAS A DISFRUTAR COMO A MI ME PASO.
Saludos. Ricardo de La Plata
Por alguien comprendió la importancia de analizar exhaustivamente semejante patrimonio de argentinidá!

A usted que es un experto le preguntamos: ¿Qué pasó con el alfajor Negro? Sigue siendo rico, pero ya no es lo que era. (¡Qué lindo es comerse los pedazitos de maní junto con las migas, esas que quedan en los rincones del paquete una vez que ya te comiste el alfajor!)
Anónimo dijo…
EY!. Probaste los alfajores 'La Bizantina'?.
Rockean mal, se la re aguantan.
mami dijo…
el otro día probé el alfajorcito amaratotto (dulce de leche y chocolate) y está terrible, supongo que no lo hacen en tamaño normal porque podría inducir un shock endorfínico(?)
Giselle dijo…
lo probé mientras estaba en la facu!, una belleza ese alfajor jaja!! riquiiisimooO!